Skip to content

Resumen

A pesar de que durante la perimenopausia hay una disminución de la memoria de atención y trabajo/verbal, existen diferencias individuales significativas. Aún se desconocen las contribuciones exactas de las hormonas y los síntomas de la menopausia a las funciones cognitivas específicas del dominio. Teniendo esto en cuenta, recientemente, Weber y colaboradores [1] publicaron los resultados de la Investigación de la Cognición a través de la Menopausia de Rochester (RICAM), un estudio longitudinal realizado en tres oleadas desde 2005 hasta 2016. El estudio tenía como objetivo determinar si había perfiles cognitivos distintos durante la perimenopausia, y factores identificativos relacionados con cada perfil. El análisis incluyó 85 mujeres perimenopáusicas (de 40 a 60 años) de la cohorte a las que se realizaron 400 visitas semestrales, administrando una batería neuropsicológica (NP) integral y cuestionarios de autoinforme que evaluaron la depresión, la ansiedad, los síntomas vasomotores y la calidad del sueño; así como medir 17β-estradiol (E2) y FSH. Se utilizó un análisis de perfil latente multinivel para identificar perfiles cognitivos y se llevaron a cabo regresiones para determinar diferencias en hormonas y síntomas por perfil después de ajustar por etapas de la menopausia (según criterio STRAW + 10) y factores demográficos. Los perfiles cognitivos perimenopáusicos consistieron en cognitivamente normales (Perfil 1; = 162), debilidades en el aprendizaje verbal y la memoria (Perfil 2; n = 94), fortalezas en el aprendizaje verbal y la memoria (Perfil 3; n = 98) y fortalezas en la atención y función ejecutiva (Perfil 4; n = 61). Se encontró que el perfil 2 se diferenciaba por una menor variabilidad hormonal y más alteraciones del sueño que las mujeres con perfil 1 (p <0.05). Los investigadores concluyen que existe una heterogeneidad significativa en la cognición durante la perimenopausia y que, aunque la mayoría de las mujeres no desarrollan deficiencias, una minoría significativa de mujeres experimentan debilidades en el aprendizaje verbal y la memoria. Por lo tanto, como afirman los autores, el análisis de perfiles podría ayudar a identificar las poblaciones que están en riesgo y realizar intervenciones rápidas.

Comentario

La transición a la menopausia se caracteriza por niveles fluctuantes, pero básicamente decrecientes, de E2. Existe evidencia de que durante esta etapa, además de la edad, se produce una disminución de la cognición. Los autores han demostrado previamente que, en comparación con las mujeres premenopáusicas, las que se encuentran en la etapa peri- y postmenopáusica temprana tienen peores resultados en las medidas de la memoria atención/trabajo, velocidad de procesamiento, fluidez verbal y memoria verbal [2]. Es importante mencionar que los dominios cognitivos que cambian durante la transición menopáusica también cambian a lo largo del ciclo menstrual, lo que sugiere el rol crucial de las hormonas esteroides sexuales sobre el cerebro femenino, específicamente en estos dominios. Según un meta-análisis, el vínculo entre la cognición y las hormonas puede estar relacionado con el hecho de que la ooforectomía conduce a una disminución de las capacidades cognitivas, principalmente la memoria verbal, la memoria semántica y la velocidad de procesamiento [3]. Recientemente, Chaikittisilpa y colaboradores [4] encontraron una alta prevalencia de deterioro cognitivo leve, y el subtipo no amnésico, entre las mujeres con menopausia quirúrgica. La terapia sustitutiva con E2 revierte los déficits en la memoria verbal inducidos por la ooforectomía. Por lo tanto, sugiere que el E2 contribuye a cambios en la memoria verbal a lo largo de la transición menopáusica. Desafortunadamente, como afirman los autores, no hay grandes ensayos controlados aleatorios que evalúen los efectos de la terapia con E2 sobre la cognición en mujeres perimenopáusicas que puedan ayudar a comprender mejor el rol del E2 sobre la cognición femenina. En el presente comentario del estudio, se realizó un enfoque novedoso para comprender mejor la cognición durante la perimenopausia, centrándose en la heterogeneidad cognitiva durante esta etapa. De hecho, hasta ahora, todos los estudios longitudinales relacionados con la cognición y la transición menopáusica han examinado los cambios cognitivos promedios, un enfoque que caracteriza la experiencia normativa de las mujeres e identifica dominios cognitivos que podrían ser sensibles al envejecimiento reproductivo y las hormonas esteroides sexuales. Sin embargo, este enfoque no logra captar la significativa heterogeneidad inherente a la cognición y la variabilidad de las experiencias de las mujeres. En este sentido, se han observado importantes diferencias individuales; por ejemplo, algunas mujeres no muestran cambios mientras que otras muestran cambios significativos. Entonces, los autores utilizaron el análisis de perfil latente para identificar subconjuntos de mujeres que pueden experimentar disminuciones más significativas y analizaron los factores que diferencian a estas mujeres de aquellas que experimentan cambios cognitivos limitados. Además, utilizaron pruebas de NP consideradas más extensas que las utilizadas en estudios anteriores y examinaron la función cognitiva con más frecuencia que en otros estudios. Usando este enfoque, encontraron cuatro perfiles funcionales cognitivos distintos entre las 85 mujeres con 415 observaciones. La mayoría (39%) de las observaciones encajan en el Perfil 1, con función cognitiva normal. También identificaron dos perfiles distintos que muestran fortalezas cognitivas: uno en el aprendizaje verbal y la memoria, y otro en la atención y la función ejecutiva. Sin embargo, más del 20% de las observaciones se ajustan al perfil 2, con debilidades en el aprendizaje verbal y la memoria. Se observó que los factores demográficos difirieron entre los perfiles; las mujeres que tenían visitas que se ajustaban a los perfiles cognitivamente normales o de fuerza cognitiva tenían más probabilidades de ser blancas y ser más educadas. Es importante el hecho de que, para la mayoría de las mujeres, la transición a la menopausia no conduce a un deterioro cognitivo significativo compatible con la demencia; mientras que, para una minoría significativa, se observan debilidades en las áreas de aprendizaje verbal y memoria, lo que es consistente con otros estudios, pero se encuentra que es mayor en el presente estudio. Como afirman los autores, el perfil 2 es similar al del deterioro cognitivo amnésico leve, un factor de riesgo de la enfermedad de Alzheimer. Aunque no todas las personas con deterioro cognitivo amnésico leve desarrollan Alzheimer, muchos investigadores consideran este deterioro cognitivo leve como una etapa prodrómica, siendo la memoria verbal el mejor y más temprano predictor. Específicamente, el perfil 2 (debilidad en el aprendizaje verbal y la memoria) se asoció con una menor variabilidad en los niveles de FSH y E2 en comparación con el perfil 1 (cognitivamente normal). El perfil 2 también se asoció con más síntomas de problemas del sueño y una tendencia a más síntomas depresivos (p = 0,06) en comparación con el perfil 1. También hubo una tendencia a que el perfil 4 (fuerza en la atención y función ejecutiva) se asociara con menos síntomas de sueño como comparado con el perfil 1.

Existen varias limitaciones en el presente estudio, en primer lugar, no se midieron aspectos del lenguaje, como nombrar, o aspectos de la función ejecutiva, como el cambio de set y la inhibición de la respuesta. Por lo tanto, los autores solo podían confiar en los síntomas vasomotores autoinformada en lugar de medidas objetivas de los síntomas vasomotores y el sueño. Por otro lado, las medidas hormonales se tomaron con 6 meses de diferencia, lo que puede no captar adecuadamente la variabilidad entre los ciclos menstruales sucesivos. Algunas mujeres estaban más avanzadas que otras en la transición a la menopausia, y hubo variabilidad en el número de visitas perimenopáusicas a las que se sometieron. Finalmente, la cohorte RICAM es una muestra relativamente pequeña de mujeres con buena educación, predominantemente blancas. Por lo tanto, se necesitan más datos longitudinales para ver si estos mismos hallazgos se pueden generalizar a una muestra más grande y representativa de mujeres perimenopáusicas.

En conclusión, el presente estudio confirma que existe una heterogeneidad significativa en la función cognitiva de las mujeres durante la perimenopausia, y la mayoría no muestra ningún deterioro global, pero una minoría significativa desarrolla debilidades en el aprendizaje verbal y la memoria que están relacionadas tanto con el flujo hormonal como con los síntomas de la menopausia. Se necesitarán más estudios longitudinales, con más participantes, para determinar si estas debilidades persisten en el período postmenopáusico tardío.

Peter Chedraui, MD, PhD
Instituto de Investigación e Innovación en Salud Integral
Universidad Católica de Santiago de Guayaquil, Guayaquil, Ecuador

Referencias

  1. Weber MT, Rubin LH, Schroeder R, Steffenella T, Maki PM. Cognitive profiles in perimenopause: hormonal and menopausal symptom correlates. Climacteric. 2021;24(4):401-407.
    https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/33759672/
  2. Weber MT, Rubin LH, Maki PM. Cognition in perimenopause: the effect of transition stage. Menopause. 2013;20(5):511-7.
    https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/23615642/
  3. Georgakis MK, Beskou-Kontou T, Theodoridis I, Skalkidou A, Petridou ET. Surgical menopause in association with cognitive function and risk of dementia: A systematic review and meta-analysis. Psychoneuroendocrinology. 2019;106:9-19.
    https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/30928686/
  4. Chaikittisilpa S, Orprayoon N, Santibenchakul S, Hemrungrojn S, Phutrakool P, Kengsakul M, Jaisamrarn U. Prevalence of mild cognitive impairment in surgical menopause: subtypes and associated factors. Climacteric. 2021;24(4):394-400.
    https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/33688775/

La IMS se complace en anunciar el lanzamiento de nuestro sitio web recientemente rediseñado  www.imsociety.org 

El nuevo sitio web proporciona un fácil acceso a nuestros recursos educativos y contenido exclusivo solo para miembros.Las nuevas características del sitio web incluyen:
  • solicitud de afiliación en línea simplificada;
  • capacidad para hacer reservas en eventos en línea y ver grabaciones de eventos anteriores;
  • Registro al programa IMPART;
  • Función de traducción de texto del sitio web;
  • foro de discusión de miembros; y
  • recursos educativos para mujeres.

Los miembros de la IMS pueden iniciar sesión en el nuevo sitio con su nombre de usuario y contraseña existentes.

Visite www.imsociety.org  con regularidad para obtener nuestra más reciente información y recursos actualizados para profesionales proveedores de salud y mujeres.


Si desea agregar un comentario o contribuir a una discusión basada en este tema, comuníquese con Menopause Live Editor, Peter Chedraui at peter.chedraui@cu.ucsg.edu.ec.

International Menopause Society

Install International Menopause Society - DEV

Install this application on your home screen for quick and easy access when you’re on the go.

Just tap then “Add to Home Screen”

DBS Check Online Certified